Image
Top
Navigation
26 noviembre, 2014

La Rioja. Tierra de vinos y bodas

Al norte de la Comunidad Autónoma de La Rioja, lo que se conoce como Rioja Alta, y al sur del País Vasco, Rioja Alavesa, se sitúa una pequeña región en la que los campos de vides determinan el paisaje. Desde Haro a Logroño, los meandros del río Ebro nos conducen a través de cientos de pequeñas, medianas y grandes bodegas que, con sus riquísimos productos locales como el pato, la presa o el cochinillo asado, hacen de La Rioja y sus pueblos una tierra fantástica para cualquier celebración.
Las bodegas diseñadas por arquitectos de renombre son las más famosas. Es de sobra conocida la obra de titanio que el canadiense Frank O. Gehry diseñó para Marqués de Riscal en Elciego. O el modernista edificio de aluminio y madera que Santiago Calatrava proyectó en Laguardia para Bodegas Ysios de Pernod Ricard. Dentro de este grupo también destaca la nueva bodega de Campo Viejo a las afueras de Logroño; una singular construcción hacia abajo, respetuosa con el medio ambiente, diseñada por Ignacio Quemada (discípulo de Rafael Moneo). Aún más vanguardistas son las obras de Philippe Mazière o Iñaki Aspiazu. El arquitecto francés proyectó para Bodega Viña Real, del centenario Grupo Cvne, un edifico en forma de barrica que sobresale en lo alto del Cerro de la Mesa; mientras que Aspiazu diseñó para Bodegas Baigorri una caja de cristal en el municipio alavés de Samaniego.

BodegasmodernistasFoto: Bodegas Ysios – Eusko Guide

Pero si lo que buscáis son fincas clásicas en parajes de ensueño, la ceremonia en una clásica sala de barricas, el reportaje de fotos a caballo entre las viñas y racimos de uvas y corchos como elementos decorativos, ¿qué os parece el precioso castillo medieval de Bodegas Castillo de Cuzcurrita? ¿Y el recién remodelado castillo que Bodegas Marqués de Murrieta levantó en Ygay, Logroño, a mediados del siglo XIX al modo de los châteaux franceses? Este tipo de casa solariega rodeada de viñedos es la que caracteriza a las bodegas históricas de la zona, como Eguren Ugarte, en Labastida, que desde 1870 ha visto crecer a seis generaciones de viticultores o Bodegas Franco-Españolas, fundadas en Logroño en 1890 y famosas por su preciado vino Diamante.
Pero si hay una localidad famosa por su vino, esa es Haro, capital del Rioja. En ella se encuentran galardonadísimas bodegas como La Rioja Alta, S.A. con su exitoso Viña Ardanza; Bodegas Ramón Bilbao y su Gran Reserva 2006; o Bodegas Muga, conjugando tradición y modernidad en sus sorprendentes vinos finos. Célebre es también la famosa Batalla del Vino por la que cada 29 de junio la romería popular a los Riscos de Bilibio (morada del anacoreta San Felices de Bilibio) se convierte en una guerra pacífica en la que los participantes, vestidos de blanco y con pañuelo rojo al cuello, se lanzan vino sin descanso.

Bodegasclásicas

Tampoco hemos de olvidar la preciosa Villa de Laguardia con su carácter medieval. En ella sobresale la Iglesia de Santa María de los Reyes, famosa por su pórtico policromado de estilo gótico, así como sus bodegas soterradas, entre las que destacan El Fabulista bajo el Palacio de los Samaniego, o Casa Primicia, el edificio más antiguo de la villa y lugar de origen de la elaboración del vino.
Como podéis ver, se trata de una región tremendamente rica en historia y cultura. Con cientos de fincas y espacios únicos para que vuestra boda sea diferente. Y es que en La Rioja las posibilidades son infinitas.

Deja tu comentario

Posted By

Categories

Bodas, Bodas de destino